domingo, septiembre 09, 2007

573 monedas de uno [más o menos]

Juntadas sin trampa, de a poco a poco, y sin un motivo claro.

Un día, no podía cargar ya con el monedero y lo vacié en un cuenco. Para cuando el cuenco rebosó, había tantas que me dieron pena y les busqué un bote donde pudieran vivir.




Agradecimientos:
A este tesoro han contribuido las vueltas de los desayunos del Mercadona, trueques con mi hermano y los compas de piso, donaciones desinteresadas de los amigos, calderilla abandonada por mi casa [gracias papá] y no pocos céntimos de la calle...


Está gracioso verlas todas juntas, pero a parte de eso, no le he encontrado más utilidad. Son demasiado pequeñas para jugar a cartas; demasiado pocas para nadar en ellas a lo McPato; para el mus tendría que haber coleccionado también monedas de cinco...





- Ahí va un euro enterito -



Si tuviera jardín y niños, las enterraría en un hoyo, pintaría un mapa y lo colaría una tarde en su habitación a ver qué pasa.

A veces me dan ganas de pegarlas todas una encima de otra a ver hasta dónde llega la columna, pero entonces serían incluso más inútiles que guardadas en el bote.

Quizá debería seguir juntándolas, como es un engorro gastarlas, sería una buena forma de ahorrar para la hipoteca...


En cualquier caso, como no quiero que se lo quede el banco, si algo me pasara se lo regalo al primero que lo quiera, porque si dejo esto a los pobres igual se ofenden

4 comentarios:

Membris Khan dijo...

Yo tengo un tarro de cristal repletito de monedas de 1 peseta de las que habían antes de las lentejas (las de aluminio y las doradas). Veo que no soy el único rarito :D

Saludetes

absolutCT dijo...

Eyy dilo todo, raritos y ricos!!!

¡Dos botes llenitos de monedas! `=o

Chau

Esther dijo...

Hola, me ha llamado muchísimo la atención esta entrada, porque en ese botecito de monedas hay un tesoro un esfuerzo, y no sé quizá algún día lo entierres dejando un mapa y no sean tus hijos los que lo descubran si no algún niño dentro de muchos años...Imaginas que ilusión le haría?
Ah!...he llegado aquí a causa de la expedición de encontrar nuevos blogs!(eso y gracias al blog de Burbuja ;)...)

Daikrieg dijo...

¡Veo que no soy el único! Yo para eso tengo una botella de Jeinequen de a tercio, y la llevo ya a más de la mitad... Lo que aún me deja tiempo para decidir qué haré con semejante fortuna una vez la llene :-P

Saludos!